Un nuevo medicamento consigue reducir las crisis en pacientes epilépticos

Valencia, 16 enero (CERES TV | EFE)

Un ensayo clínico ha demostrado que un nuevo medicamento que tiene como principio activo el perampanel consigue reducir a la mitad, e incluso remitir en el 5 por ciento de los casos, las crisis en pacientes epilépticos que antes no habían respondido a otros tratamientos.

El nuevo fármaco, que se ensaya en diferentes hospitales de todo el mundo, entre ellos La Fe de Valencia, ayuda “a disminuir la excitabilidad neuronal y pacientes que no habían respondido a otros tratamientos controlan sus crisis al 90 por ciento de lo que lo hacían inicialmente”.

Así lo ha asegurado Patricia Smeyers, del servicio de Neuropediatría del Hospital Universitario y Politécnico La Fe de Valencia, que realiza este ensayo junto a otros hospitales europeos y americanos.

“El 30 por ciento de los pacientes que sufren epilepsia han probado varios fármacos y no consiguen controlar las crisis, con lo que hay que intentar nuevos tratamientos con otros mecanismos de acción como en este caso este medicamento”, ha indicado la especialista.

La unidad de epilepsia del La Fe lleva varios años probando en ensayos clínicos este medicamento en los pacientes que no han respondido a otros tratamientos.

“Hemos estudiado aquí un grupo de pacientes que, conjuntamente con otros hospitales europeos y americanos, hacen un total de 1.500 adolescentes probados en todo el mundo”, ha explicado la doctora Smeyers.

Los resultados “son esperanzadores”, ya que se está “demostrando que en el 30 o 40 por ciento de los casos las crisis se reducen a más de la mitad e incluso en un 5 por ciento, que ya es elevado para las cifras que manejamos, se quedan sin crisis, curados, podríamos decir, en remisión completa”, explica Smeyers.

El fármaco se puede empezar a recetar en pacientes de más de 12 años que tengan crisis de inicio parcial en una parte del cerebro que se pueda generalizar a todo el cerebro, así como a pacientes que hayan probado otros medicamentos y no hayan sido eficaces.

La epilepsia es una enfermedad que afecta a alrededor de 4 o 5 de cada 1.000 personas y el porcentaje en países subdesarrollados puede incrementarse a entre 23 y 40 personas de cada mil. En España, 300.000 personas sufren esta patología.

Tratar las crisis epilépticas cuando los pacientes son niños “resulta más difícil”, según la doctora, quien ha explicado que los menores “tienen crisis más fuertes y más frecuentes, que afectan a todo el cuerpo y su cerebro tiene menos mecanismos de control”.

En el ensayo clínico participa desde hace un año Luis, un niño de 13 años al que le diagnosticaron epilepsia cuando tenía cuatro años, según ha explicado a Efe su madre, Silvia Sánchez.

“Es su neurólogo desde los cuatro años y es su ángel como yo le llamo. Nos dijo de probar un nuevo tratamiento porque ninguno había llegado a ser efectivo y quisimos participar”, ha explicado Sánchez, quien ha destacado que en su hijo “ha funcionado”.

Según ha explicado, “desde que lo toma, Luis ha tenido menos crisis y menos efectos secundarios porque antes estaba dormido, se mareaba y ahora está más vivo y más alegre”.

Según la madre de esta joven paciente, “ha mejorado casi en todo y puede llevar una vida de un niño de su edad. Se siente mejor, está más contento y tiene más relación con otros niños de su edad”.

También ha destacado que su hijo está yendo muy bien en los estudios “porque está más centrado. Incluso juega al fútbol, sale con sus amigos, puede correr y hacer las mismas cosas que los demás”.


Tags: , , , , , , , , ,